miércoles, 18 de enero de 2017

LUBRICANTES


 …….. o del maravilloso mundo deslizante.


"Ay mi madre! Cual cojo?"

Menudo jaleo que nos traemos con los lubricantes! Desde la señora que te toca el timbre de casa porque : "Mi  hija me ha contado que tienes y  estoy muy sequita últimamente” hasta la típica pregunta en las reuniones de “¿esto se puede comer?”
A ver, yo creo que lo mejor es que nos centremos y vayamos por partes:
Primero, ¿ Para qué sirve? Pues muy sencillo, para que nuestra vagina o nuestro ano estén más lubricados, la penetración sea más fácil y placentera y tener esa sensación tan gustosita de jugosidad en la potxolita. Esa es su misión principal, ya sea porque por diferentes motivos notemos sequedad o porque nos apetezca tener la sensación de que tenemos una pista de deslizamientos entre las piernas.
Aquí aparece la siguiente pregunta:¿  Qué causa esta sequedad vaginal? Algunas de las causas más frecuentes son:
·                          Nuestro momento del Ciclo menstrual, que ya sabemos que los niveles de estrógenos se traen un baile…….. y claro, tanto meneo puede alterar la lubricación natural.
·                          Nuestro acompañante habitual, el Estrés (Vade retro!!!!!) , que además de traernos por la calle de la amargura puede disminuir la libido, dificultando por tanto la lubricación.
·                          Climaterio y  menopausia,  con sus cambios hormonales (disminución de estrógenos) que ocasionan que tu vagina se haga más pequeña (reducción del diámetro superior) y se reseque el epitelio vaginal (tejido que cubre las paredes de la vagina). Este es el caso de la señora que me tocó el timbre, más maja! De esta anécdota me encantaron varias cosas, que lo hablara abiertamente con su hija y que no se cortara ni media , y sobre todo que buscara solución, que las mujeres a esta edad SEGUIMOS PRACTICANDO SEXO, y además SABEMOS MÁS, CONOCEMOS MEJOR NUESTRO CUERPO Y YA NO NOS QUEDAMOS EMBARAZADAS! ( Ojo, que no nos libramos de los contagios de EITS). Vamos! No estamos locas, que sabemos lo que queremos………….
·                          El Embarazo. Con  la gestación, el parto o en la lactancia, se puede dar alteraciones en la lubricación, pero además, las que somos amatxus conocemos de sobra la sensación vaginal después de alumbrar a nuestr@s retoñ@s. A ver quien es la valiente que no se encoje un poquito ante la primera penetración tras el parto!
·                          Algunos medicamentos , como Los antidepresivos y anticonceptivos hormonales secan la mucosa, lo que puede perjudicar la lubricación vaginal.
Dicho todo esto aparece otra pregunta, ¿ Cual elijo?, porque con tanta oferta en el mercado! Pues muy fácil, depende de para qué lo quieras!!!!!!
Para la sequedad: Lubricantes a base de agua. Los más recomendables,oiga! ya que son fáciles de limpiar, no manchan y son seguros para utilizar junto con el condón y los juguetes sexuales, además de ser los más económicos.
No me gusta recomendar los lubricantes a base de aceites ni los de base de silicona  porque no son tan respetuosos con nuestro cuerpo, resultan difíciles de  retirar y no se pueden usar con preservativos de látex o juguetes eróticos

Para jugar , comer, explorar………… Hay tropecientos mil formatos, sabores, efectos, combinaciones…… desde el sabor a lima y cactus hasta el que provoca  tal efecto calor que no sabes si tienes potxolita u horno. Lo único que os puedo decir que os paséis por un sexshop, miréis, preguntéis, compréis ( formatos pequeñitos para probar, los hay incluso en monodosis), y descubráis.

Sexo Anal: Procuro siempre aconsejar lubricantes específicos para esta práctica , porque normalmente contienen una pequeña cantidad de anestésico natural, que facilitan la dilatación y ayudan a evitar en cierta cualquier molestia.


Espero que os haya quedado un poquito más claro todo este mundo del lubricante. Ahora ya sabéis, las dudas me las preguntáis y  a lubricar, o no, felices.

2 comentarios:

  1. Super interesante!!Gracias por tus consejos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Encantada de que te guste, Rocío. Gracias por tus palabras. Muaks

      Eliminar